domingo, 22 de mayo de 2011

Indignados y sorprendidos.

Hoy Daya, una amiga a quien aprecio y respeto, escribió un post relacionado a un evento que sucedió aquí en la ciudad de Monterrey, donde en un local (que nunca conocí) mataron a varias personas. Ella, al igual que muchos otros hoy se encuentran muy sorprendidos e indignados por lo que allí pasó, pero sinceramente no lo entiendo.

Para que capten mejor mi respuesta al mensaje, deberían leer primero el post de ella (aquí).

Ahora si, va mi respuesta hacia su post, que me gustaría lo revisaran todas esas personas que ahora se sienten sorprendidas e indignadas.


"Daya, en serio me sorprende, ¿Qué tenía de interesante ese lugar? Todos los días se escuchan robos, asaltos, violaciones y muertos, todos por la delincuencia organizada, y ¿Recién hoy comienzan a darse cuenta? ¿No lo sientes algo egoista? ¿Acaso no escucharon cuando asaltaron el carls Jr de Garza Sada asustando a niños que estaban en plena celebración de cumpleaños? No hace mucho se hablaba de un restaurant donde se comenta que hubo agresiones sexuales contra las mujeres que estaban allí comiendo ¿No cuenta? Van varios niños que terminan recibiendo balas ¿Tampoco eso les había hecho reaccionar?

Hoy matan a unos hombres que no sabemos si estaban, o no, relacionados con la delincuencia organizada y por los que puedo asegurar que tu no podrías poner las manos al fuego. Y eso si indigna, pues los mataron en ese lugar tan apreciado por tantos.



En serio, no entiendo, sabes el aprecio que tengo por tus ideas, pero hoy esa indignación se me hace un tanto extraña"

De repente siento como si vivieramos en una ciudad diferente.

(Por cierto Daya, traté de poner este comentario en tu blog, pero por alguna razón no me dejó hacerlo, sé que no es por ti, pues algo que admiro y disfruto es la forma en la que siempre recibes mis comentarios abiertamente y con un análisis justo, aunque no siempre estemos de acuerdo)

1 comentario:

Daya dijo...

Gracias, antes que nada, por darte el tiempo de leer. Pero sobre todo, de compartir y procesarlo. :)

En realidad, no estoy sorprendida; pero sí indignada. Sin embargo, cabe señalar que en mi caso personal, esta indignación ha nacido desde tiempo atrás, no desde hoy, no desde el Iguanas. Y creo que al leer el blog que construyo y, personalmente a partir de comentarios entre nosotros, puedes saberlo.

Lo interesante del caso, para mí, es que se ha hecho ruido con lo sucedido en el Iguanas. Tienes razón: han atacado restaurantes, han resultado menores de edad lastimados y muertos. En lo personal, me ha tocado presenciar dos situaciones "de riesgo" en el periodo de un año. ¿Y porqué no hay ruido de ello? La idea es una invitación a hacerlo.

No es el especial caso del Café Iguana, es que OTRA VEZ se ha cometido violencia y procede de la delincuencia organizada. Han matado a personas y se han robado los cuerpos frente a la autoridad. Hay delito sobre delito. Esto sí me sorprende. Y mi manifestacion contra la violencia va para aquellos que asesinaron, pero tambie
Én para aquellos que han abierto brechas para que lo sucedido esta madrugada sucediera; sean personas del Iguanas o sean de donde sean.

Qué bueno que esto ha sido útil. De hecho, tu respuesta ante otro post es más útil todavía; es el "ruido" que va siendo necesario en nuestra comunidad regiomontana, ¿No lo crees?