viernes, 31 de octubre de 2008

Generación del control - Z

En ocasiones me sorprende como es que la tecnología nos alcanza y se convierte en parte de nuestras vidas.  Hace unos días estando de viaje  me encontré con un mercado donde, entre muchas cosas, se encontraba un área de aparatos viejos, recordé aquellos teléfonos de discos, las grabadoras, que después al contrario de lo que ahora sucede, estás se hicieron mas grandes; las viejas tostadoras de pan, con las que algún día me quemé las yemas de 7 dedos al mismo tiempo;  y como olvidar los tocadiscos, que eran enormes y con los que se armaban las grandes fiestas de la cuadra.

Hoy viajando por el metro, la mayoría de las personas cargan sus audífonos con algún reproductor de música, mientras van enviando mensajes desde su teléfono celular.  Al entrar a alguna plaza comienza a ser algo común ver algunas computadoras portátiles siendo usadas por todo tipo de personas.  Usar un microondas es algo que ya ni cuestionamos.  

Con todo esto muchos ya nos desacostumbramos a usar un lapíz, pensar en escribir me hace sufrir, solo en pocas ocasiones necesito de papel y lapíz.  Generalmente solo escribo de esta forma cuando se trata de firmar algun pago con tarjeta, mas haya de esto escribir se convierte en una pesadilla y generalmente termino con calambres en las manos.  

Estoy feliz de estar viviendo en esta época, quizá lo único que ahora me hace falta integrar a mi vida es una opción de ctrl-z.  Pero igualmente me agrada saber que esos momentos que eliminaría con un simple par de botones, me llenan de experiencias y de anécdotas que después para algo me servirán.

No hay comentarios: