domingo, 20 de abril de 2008

La vida sólo te ofrece 2 opciones: o la padeces, o la disfrutas

Leyendo uno de esos blogs que acostumbro, me encontré con esta frase, la verdad me gustó mucho; es una filosofía que siempre trato de mantener en casí todas mis actividades diarias. Puedo decir que tengo muchas cosas que aunque no eran las que soñaba (mis sueños eran muy limitados), son las que ahora me hacen feliz. Una esposa que con todos sus defectos es para mi las mejor mujer del mundo y un hijo al que amaba desde antes de nacer. Aún no me queda claro a quien darle las gracias por esta excelente vida que ahora disfruto, pero, si de alguna manera le llega mi pensamiento, seguramente ya sabrá lo agradecido que estoy por los que ahora me rodean.

Yo elijo disfrutarla.

No hay comentarios: